Historia

El pueblo de Choroní fue fundado en 1616, en pleno período colonial, cuestión reflejada en la arquitectura colonial reinante. Para 1616 ya había en Choroní una doctrina de indios con su iglesia a cargo del Fray Pedro Buitriago y gran parte de los indios encomendados al capitán Diego de Ovalle, habían establecido sus casas alrededor del templo, en 1622 el caserío es oficializado como pueblo, bajo la advocación y nombre de “San Francisco de Paula” por el juez poblador, teniente Don Pedro Gutiérrez y el vicario Presbítero Gabriel de Mendoza. Con el tiempo el pueblo pasa a llamarse “Santa Clara de Asís” y en 1964 ostenta el nombre de “Santa Clara del Valle de Choroní”, siendo conocida como Choroní.

En 1816 Simón Bolívar se reunió en Choroní con el general Gregor McGregor, el general Carlos Soublette, quien más tarde sería presidente de Venezuela, los oficiales Manuel Carlos Piar, Santiago Mariño; José Antonio Anzoátegui y Ambrosio Plaza, héroes de Boyacá; Bartolomé Salom, héroe de El Callao y Diego Bautista Urbaneja. El presbítero José Félix Sosa, firmante del Acta de la Declaración de Independencia de Venezuela, tenía su casa en Choroní. Para esa época, Choroní era puerto pesquero habitado por mantuanos, hacendados ricos que vivían en casas amplias y confortables, tenía un pequeño muelle que estaba habilitado para la exportación de cacao, café y otros productos agrícolas, apodado “El Portete”.3 El cacao de Choroní competía con el de Chuao, y según lo apunta Mario Briceño Iragorry en su obra “Casa León y su Tiempo”, las familias caraqueñas lo tenían en la más alta estima por su agradable sabor y delicioso aroma.

En Choroní nació la Madre María de San José (Choroní, 25 de abril de 1875 — Maracay, 2 de abril de 1967) fue una religiosa venezolana, considerada beata por la Iglesia Católica.

Su población conserva las tradiciones traídas por los esclavos desde el continente africano, que se expresan cotidianamente en sus manifestaciones culturales, como los tambores. Ubicada en la Parroquia Choroní, a 55 kilómetros de Maracay, la capital del estado, el acceso a este pueblo turístico es posible gracias a una estrecha carretera que atraviesa el Parque Nacional Henri Pittier, primero en ser decretado como tal en Venezuela, cuyas selvas tropicales, ricas en flora y fauna, constituyen así mismo un atractivo turístico para el visitante.

Tomado de: WIKIPEDIA

Comentarios/Comments